Perdonate tus Errores – La Piedra Filosofal

Nuestro crecimiento espiritual

Exige que nos enfrentemos a muchos desafíos y pruebas a lo largo del camino.

Aunque tenemos que hacer frente a esas pruebas, no es preciso que lo hagamos solos.

Tenemos la tranquilidad de aquel que dijo:

«Venid a mí los que estáis atribulados y cargados…

Porque mi yugo es suave y mi carga, ligera.

Si deseas ver el cambio, comienza por curar las partes heridas de tu propia psique.

Perdónate tus errores.

Quítate la viga de tu ojo para que puedas ver a tu vecino con mayor claridad.

La Piedra Filosofal

No votes yet.
Please wait...

Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*