10 de Noviembre – Día de la Tradición Argentina

Hoy, 10 de noviembre celebraremos una vez más el Día de la Tradición:
 
Es el reconocimiento a la identidad argentina, a través de uno de los personajes más representativos del ser nacional:
 
José Hernández, el autor del Martín Fierro .
 
Por este motivo, nos parecía importante retomar el significado auténtico de la palabra “tradición”, ya que estos tiempos de vertiginosos avances científicos y tecnológicos han llevado a subestimarla o a minimizarla e incluso, algunas veces, a oponerla al progreso.
 
¿Cuál es el significado, entonces, de esta palabra?
 
¿Podemos considerar que tiene relación con los fundamentalismos e integrismos que, hoy como ayer, acechan a la sociedad y, sobre todo y lamentablemente, a las religiones del mundo?
 
Esta palabra proviene del sustantivo latino traditio y éste, a su vez, del verbo tradere , “entregar”.
 
Según la Real Academia Española, “tradición” es “doctrina, costumbre, etcétera, conservada en un pueblo por transmisión de padres a hijos”.
 
Cada grupo humano, en sus instituciones políticas, sociales y religiosas, va “entregando”, es decir comunicando su experiencia vital de generación en generación (similar al “juego de postas”, al que nuestros niños hoy están acostumbrados).
Esto lo va unificando y cohesionando como tal y le permite permanecer a través del tiempo.
 
¿Cómo se concibe la tradición en la fe cristiana católica?
 
En el Catecismo de la Iglesia Católica, se afirma que la tradición “es la que viene de los apóstoles y transmite lo que éstos recibieron de las enseñanzas y del ejemplo de Jesús y lo que aprendieron por el Espíritu Santo”.
 
En efecto, la primera generación de cristianos no tenía aún un Nuevo Testamento escrito y el Nuevo Testamento mismo atestigua “el proceso de la Tradición viva”.
 
Sólo la acción vivificante del Espíritu Santo puede mantener viva nuestra tradición, manteniendo la sintonía con el mensaje original del Evangelio que, por otra parte, en cada momento de la historia necesita ser actualizado a la cultura con la que se encuentra.
 
Un mundo plural.
 
A través de los medios masivos de comunicación, hemos podido disfrutar el pasado 27 de octubre de la jornada interreligiosa en Asís.
 
La imagen que más nos ha quedado en la retina y en la memoria es la foto de todos los líderes presentes junto al papa Benedicto XVI.
 
Una tradición religiosa al lado de la otra, una experiencia religiosa a la par de la otra… que manifiesta que vivimos en un mundo plural en diversidad religiosa.
 
En su discurso de ese día, el Santo Padre afirmó que “hay una concepción y un uso de la religión por la que ésta se convierte en fuente de violencia, mientras que la orientación del hombre hacia Dios, vivido rectamente, es una fuerza de paz”.
 
Precisamente cuando cada religión desconoce la paz y la justicia, presentes en su tradición, es cuando se cometen los peores atropellos a la dignidad humana… degenerando así la tradición en “tradicionalismo, fundamentalismo o integrismo”.
 
Todos, incluso los cristianos católicos, tenemos una gran, aunque lamentable, experiencia en esto.
 
En los pocos años de vida que tiene nuestro Comité Interreligioso por la Paz, hemos hecho experiencia de que nuestras tradiciones religiosas pueden convivir en paz y ser, para esta sociedad tan signada por hechos de violencia, auténtica fuente de paz.

Hoy, 10 de noviembre celebraremos una vez más el Día de la Tradición:

Es el reconocimiento a la identidad argentina, a través de uno de los personajes más representativos del ser nacional:

José Hernández, el autor del Martín Fierro .

Por este motivo, nos parecía importante retomar el significado auténtico de la palabra “tradición”, ya que estos tiempos de vertiginosos avances científicos y tecnológicos han llevado a subestimarla o a minimizarla e incluso, algunas veces, a oponerla al progreso.

¿Cuál es el significado, entonces, de esta palabra?

¿Podemos considerar que tiene relación con los fundamentalismos e integrismos que, hoy como ayer, acechan a la sociedad y, sobre todo y lamentablemente, a las religiones del mundo?

Esta palabra proviene del sustantivo latino traditio y éste, a su vez, del verbo tradere , “entregar”.

Según la Real Academia Española, “tradición” es “doctrina, costumbre, etcétera, conservada en un pueblo por transmisión de padres a hijos”.

Cada grupo humano, en sus instituciones políticas, sociales y religiosas, va “entregando”, es decir comunicando su experiencia vital de generación en generación (similar al “juego de postas”, al que nuestros niños hoy están acostumbrados).

Esto lo va unificando y cohesionando como tal y le permite permanecer a través del tiempo.

¿Cómo se concibe la tradición en la fe cristiana católica?

En el Catecismo de la Iglesia Católica, se afirma que la tradición “es la que viene de los apóstoles y transmite lo que éstos recibieron de las enseñanzas y del ejemplo de Jesús y lo que aprendieron por el Espíritu Santo”.

En efecto, la primera generación de cristianos no tenía aún un Nuevo Testamento escrito y el Nuevo Testamento mismo atestigua “el proceso de la Tradición viva” (n. 83).

Sólo la acción vivificante del Espíritu Santo puede mantener viva nuestra tradición, manteniendo la sintonía con el mensaje original del Evangelio que, por otra parte, en cada momento de la historia necesita ser actualizado a la cultura con la que se encuentra.

Un mundo plural.

Fuente de investigación

Acerca de Onelia Baravalle 3146 Articles
Investigadora y comunicadora. Editora de contenidos en Yo Espiritual.
Contacto: Sitio web

Comentarios

Comentarios

comentarios