Dos instintos básicos en los Seres Humanos – Alimento y Sexo

Hay dos instintos básicos en los seres humanos: uno es el alimento y el otro es el sexo.

Esto lo has estado haciendo durante todas tus existencias; cuando fuiste animal y ahora, como ser humano.

Has nacido del alimento y del sexo.

¡Es tan hermoso que en este país (India) ambos estén conectados con la Divinidad!

 

El alimento está conectado con Dios.

En el libro de los Upanishads, se dice que “Dios es comida”.

 

Cuando consideras al alimento como Dios, no comerás de más

No te atiborrarás de comida sino que comerás honrando a Dios.

Ningún festival de India se hace sin comida.

Y cuando vas al templo, lo primero que te dan es Prasad.

El Prasad es un poquito de comida que se ofrece.

¡Sin Prasad no hay peregrinación, no hay festival!

La comida está conectada con Dios.

De igual manera, el sexo también está conectado con Dios.

De lo contrario, tendrías que mantener el sexo separado y pensar “esta es mi vida material” y pensar que Dios es diferente.

Pero los antiguos lo conectaron a Dios para que ningún aspecto tuyo permanezca lejos de El.

Un instinto básico no está alejado de Dios.

Y es por ello que pusieron a Radha Krishna y a Shiva Parvathi juntos.

Shiv Ling es ese símbolo.

Así que cuando honras al sexo y lo consideras parte de la Divinidad, tus obsesiones desaparecen, la lujuria desaparece y amanece en ti el sentimiento de lo sagrado… de la sacralidad.

Y, el instinto básico de la lujuria agresiva se transforma entonces, en un amor sumiso.

Este es el pensamiento antiguo.

No obstante, algunas personas están usando al yoga equivocadamente para el disfrute de su goce carnal y esto está mal.

Es un disparate.

Debería ser exactamente al revés.

Cada vez que tengas un instinto carnal, transfórmalo en una experiencia interna Divina.

Hay una palabra hermosa en Sánscrito que se llama Atma Rati que es la unión con el propio Ser…, contigo mismo.

Es regocijarse en el propio Ser.

Hay dos grandes cosas: Prakriti (Naturaleza) y Purusha(Conciencia).

La naturaleza y la conciencia interactúan todo el tiempo: tu cuerpo con tu alma.

Tu cuerpo es femenino y tu alma es masculina.

Así que la copulación está ocurriendo todo el tiempo.

Y ver esa unión dentro de ti… eso es Samadhi (Iluminación).

Es por ello que se considera al Samadhi mil veces más gozoso, porque no hay esfuerzo alguno.

No hay acción allí.

¡Es sólo Existir y nada más que Existir.!

Así que- siendo solamente Conciencia-

¡El juego y la manifestación de la Conciencia Divina llegan a tu propia conciencia, a tu propia experiencia!

Esto es muy hermoso.

SSRS

Acerca de Onelia Baravalle 3147 Articles
Investigadora y comunicadora. Editora de contenidos en Yo Espiritual.
Contacto: Sitio web

Comentarios

Comentarios

comentarios